PSICOLOGIA DE LA TERCERA EDAD

 




Yo no creo en la edad.

Todos los viejos
llevan en los ojos un niño,
y los niños a veces nos observan
como ancianos profundos...

Oda a la edad

Amado Nervo


Las personas mayores se enfrentan a problemas específicos de su edad.

Por una parte la pérdida de seres queridos, la soledad, la sensación de inutilidad, los problemas físicos, son fuentes de depresión y ansiedad.

Igualmente la pérdida de capacidad cognitiva, la sensación de torpeza (física y mental), son una fuente de angustia en nuestros mayores.

La Psicogeriatría se ocupa por una parte de promover hábitos saludables, incentivar la socialización y orientar a las personas mayores para conseguir un mejor ajuste personal y psicosocial.

Por otra parte, se presta una gran atención al diagnóstico de pérdidas cognitivas (que pueden ser de origen neurológico o fruto de estados depresivos) y se enseña a la familia a conseguir una mayor adaptación de sus mayores


ARTICULOS RELACIONADOS


PROBLEMAS GENERALES TERCERA EDAD: 


Psicología de la tercera edad


Problemas de la tercera edad


Depresión


Trastornos Sueño


Hipocondriasis en la Tercera Edad



ESTILOS DE VIDA:

Sexualidad en la tercera edad

► Mascotas como terapeutas


Concede su espacio a tus mayores



DETERIORO COGNITIVO


Neuroplasticidad y enfermedad de alzheimer


Comportamientos diferenciales entre distintas formas de  deterioro

Demencia Senil

Estimulación cognitiva en alzheimer


ejercicios orientación espacio-temporal


Terapia de la reminiscencia


CONCEDE SU ESPACIO A TUS MAYORES


En la tercera edad tienen lugar procesos involutivos y diversas alteraciones, además de los aspectos psicológicos, que pueden estar relacionados con factores ambientales y personales. De esta manera, el envejecimiento psicológico conlleva cambios en los procesos sensoriales y perceptivos y en capacidades cognitivas como la inteligencia, el aprendizaje y la memoria. Sin embargo hay que tener en cuenta que los trastornos psicológicos en los ancianos son el resultado de diversos factores, además del envejecimiento patológico, por lo que no se les puede juzgar como efecto del envejecimiento.

LAS MASCOTAS COMO TERAPEUTAS EN LA TERCERA EDAD



Entre las grandes necesidades de las personas mayores está el AFECTO.

En muchas ocasiones la persona mayor se encuentra sola durante todo el día, sin posibilidad de hablar con nadie, con el único consuelo de la televisión y el silencio como compañero triste y pesado.

Pero las personas mayores tienen unas necesidades afectivas inmensas: se sienten solas, y los días se hacen eternos. Muchas de las personas mayores a las que se les pregunta, tienen como toda actividad realizar las tareas domésticas y en algunos casos dar un paseo por el parque.

PSICOGERIATRÍA




No es cierto que las personas mayores estén más tristes o sean más infelices. Es un mito que debemos desterrar.


Lo que es verdad es que las personas de la tercera edad han vivido más experiencias, buenas y malas, que les hacen ver la vida desde una perspectiva más sosegada.


No obstante, aparte de situaciones de duelo, muy frecuentes en edades avanzadas, y que suelen ser especialmente duras cuando un padre sobrevive a un hijo, la soledad, la falta de expectativas personales, el abandono o el aislamiento puede sumir a personas mayores en un estado de abatimiento.

PROBLEMAS EN LA TERCERA EDAD




En la tercera edad tienen lugar procesos involutivos y diversas alteraciones, además de los aspectos psicológicos, que pueden estar relacionados con factores ambientales y personales. De esta manera, el envejecimiento psicológico conlleva cambios en los procesos sensoriales y perceptivos y en capacidades cognitivas como la inteligencia, el aprendizaje y la memoria. Sin embargo hay que tener en cuenta que los trastornos psicológicos en los ancianos son el resultado de diversos factores, además del envejecimiento patológico, por lo que no se les puede juzgar como efecto del envejecimiento.


DEPRESIÓN EN LA TERCERA EDAD

La tercera edad suele describirse como una época de descanso, reflexión y de oportunidades para hacer cosas que quedaron postergadas mientras uno criaba a los hijos y desarrollaba su carrera.

Lamentablemente, el proceso de envejecimiento no es siempre tan idílico. Acontecimientos de la tercera edad como, por ejemplo, los trastornos médicos crónicos y debilitantes, la pérdida de amigos y seres queridos, y la incapacidad para participar en actividades que antes disfrutaba, pueden resultar una carga muy pesada para el bienestar emocional de una persona que está envejeciendo.


DEMENCIA SENIL



Definimos la demencia senil como un síndrome mental que se caracteriza por un deterioro de la memoria a corto y largo plazo, asociado a trastornos del pensamiento abstracto, juicio, funciones corticales superiores y modificaciones de la personalidad. 

Todas estas alteraciones son lo suficientemente graves como para interferir significativamente en las actividades de relación, laborales o sociales. 


Síntomas: Aparecen como rasgos asociados a la demencia: la ansiedad, síntomas obsesivos, aislamiento social, ideación paranoide o celotipia y vulnerabilidad incrementada al estrés.

COMPORTAMIENTO EN DIFERENTES FORMAS DE DETERIORO INTELECTUAL



DEMENCIA
DELIRIO
DEMENCIA REVERSIBLE
DAÑO CEREBRAL  FOCAL
VEJEZ NORMAL
1. SINTOMAS
A) Quejas sobre problemas de memoria
Detectado por otros. Paciente no consciente
El paciente a menudo niega tener problemas
Detectado por otros. Paciente no consciente
El paciente puede quejarse de problemas de memoria
El paciente puede quejarse de problemas de memoria
B) Tipos de problemas de memoria detectados
Interferencia importante con actividades de la vida diaria
Cambios selectivos y cambiantes. Principales actividades alteradas
Importantes interferencias con actividades cotidianas
Funciones espec. afectadas (pe espacial pero no HH verbales)
Leve incremento en el olvido (pe nombres)
C) Alucinaciones y delirios
Ideas paranoicas a veces presentes con problemas de memoria. Ilusiones en pocos casos
A veces vívidas alucinaciones e ilusiones elaboradas
No bien descrito
Ausente
Ausente
2. HISTORIAL
A) Síntomas
Alzheimer: insidioso. Multi-infarto a veces repentino
A veces, repentino
No bien descrito
Asociación repentina con traumatismo cerebral
Reacciones a cambios en la vida normal, sin  cambios específicos
B) Duración
Meses o años
Unos pocos días o semanas
No bien descrito
Fecha del incidente
C) Desarrollo
Alzheimer: insidioso. Multi-infarto: gradual, por etapas
Se vuelven más agudos en pocos días
No bien descrito
No progresivo
Cambios mínimos en grandes períodos de tiempo
D) Fluctuaciones
Alzheimer: insidioso. Multi-infarto: algunos cambios fluctuacionales, peores durante las noches
Pueden ser extremas, incluso de hora a hora
No bien descrito
Moderadas fluctuaciones situacionales

NEUROPLASTICIDAD Y ENFERMEDAD DE ALZHEIMER

El punto de partida con base científica, en el que se asienta la intervención terapéutica no farmacológica en el campo de las demencias, es la capacidad plástica del cerebro, conocida como neuroplasticidad.


La neuroplasticidad se define como “la respuesta que da el cerebro para adaptarse a las nuevas situaciones y restablecer el equilibrio alterado, después de una lesión” Así pues, el objetivo básico de los tratamientos de psicoestimulación es el de favorecer la neuroplasticidad mediante la presentación de estímulos, debidamente estudiados, que eliciten las capacidades intelectuales, emocionales, relacionales y físicas de forma integral.

ESTIMULACIÓN COGNITIVA EN ALZHEIMER




PROGRAMA DE ESTIMULACIÓN COGNITIVA EN LOS DISTINTOS NIVELES DE DETERIORO


La atención: con tareas simples que ayuden a reforzar la activación mental (ejemplo: series numéricas concretas, nombres de los meses del año en sentido directo e inverso).


La orientación temporal, espacial y de la persona: con tareas básicas de situación en el momento temporal y espacial, biografía personal y de su entorno más inmediato (amigos, familia…), para mantener al enfermo en contacto con la realidad que le rodea, objetivos básicos de la Terapia de Orientación a la Realidad.


La memoria: potenciando la memoria inmediata con ejercicios de repetición de series,reforzando la memoria reciente con ejercicios cortos que faciliten la fijación y el recuerdo (“me llamo como su hija”), manteniendo el mayor tiempo posible la memoria remota (mediante la repetición continuada de los ejercicios).


GLOBAL DETERIORATION SCALE (GDS) PARA VALORACIÓN DETERIORO COGNITIVO

Manifestaciones clínicas de la enfermedad de Alzheimer


Si bien son variadas las entidades que cursan con demencia, es la enfermedad de Alzheimer la más prevalente y presenta una sintomatología, dentro de su heterogeneidad, más acorde a un proceso evolutivo.

Una de las escalas clinicoevolutivas más utilizadas es la Global Deterioration Scale (GDS) (Reisberg, 1982). 

Antes de plantear cualquier tarea de estimulación cognitiva, es preciso conocer con la máxima precisión posible, cuáles son las funciones cognitivas que se mantienen y el grado de conservación. Para ello, sin duda, es imprescindible una correcta evaluación neuropsicológica,la cual debería realizarse por un neuropsicólogo experto y acompañarse de la correspondiente orientación terapéutica que de ella se derive.


GDS 1

Sin deterioro cognitivo/Normalidad


• No hay quejas subjetivas de pérdida de memoria.
• No se objetivan déficit de memoria en la entrevista clínica


EJERCICIOS DE ORIENTACIÓN ESPACIO-TEMPORAL- ALZHEIMER




ORIENTACIÓN


La orientación en ESPACIO, TIEMPO y PERSONA, entendida como el conocimiento que el sujeto tiene del entorno espacial y temporal en el cual se desenvuelve, se relaciona con capacidades cognitivas como la atención y vigilancia, la memoria reciente, el conocimiento autobiográfico y la proyección en el futuro.

ALTERACIONES EN LA ORIENTACIÓN ESPACIO-TEMPORAL Y DE LA PERSONA


En las demencias leves: desorientación temporal en la fecha, el mes, incluso día de la semana, conservando la orientación en el año.

Fases moderadas y más graves de las demencias, la desorientación temporal es completa.También se observa desorientación espacial en el lugar en el que se encuentran. Algunos aspectos de la desorientación en el tiempo y en el espacio inmediato, se encuentran relacionados con la pérdida de la memoria reciente (el día es una información en permanente cambio, al igual que el lugar donde se encuentran en un determinado momento); otros aspectos de la orientación temporal y espacial son más permanentes y más resistentes al deterioro en las fases leves de la demencia . Respecto a la persona, los aspectos que más se pierden en las fases leves son aquellos referentes a su edad, siendo el año de nacimiento, la fecha y el nombre de sus familiares más resistentes al deterioro en las primeras fases.


TERAPIA DE LA REMINISCENCIA




Entre las distintas intervenciones psicológicas para personas mayores con demencia, figura la terapia de reminiscencia que presenta un elevado potencial terapéutico en la vejez. 



Esta intervención psicológica consiste en incitar a la persona mayor a que relate su pasado, estimulando la recuperación de acontecimientos de vida significativos .

Los estudios realizados en personas con demencia indican que esta terapia estimula la memoria autobiográfica, beneficiando el funcionamiento social y psicológico del paciente, la relación con sus cuidadores, reduce las conductas problemáticas y favorece el discurso verbal de las personas, así como su adaptación a la vida cotidiana.


SEXUALIDAD EN LA TERCERA EDAD

A medida las personas se van haciendo mayores, el aspecto sexual se va convirtiendo, en muchos casos en un tema "espinoso". Existen cambios fisiológicos que requieren una readaptación de la persona a sus propias respuestas sexuales como algo natural, y por otra parte, es necesario desterrar las concepciones erróneas respecto a que a partir de "cierta edad" no puede disfrutarse del sexo.


Una buena adaptación personal incluye disfrutar de las relaciones sexuales, como factor beneficioso para la vida de la persona cuando se está haciendo mayor.